¿Qué es la Fecundación in Vitro (FIV)?

¿Qué es la Fecundación in Vitro
y en qué consiste?

La Fecundación in Vitro (FIV) es la técnica de Reproducción Asistida más habitual dentro de las clínicas de fertilidad. Hablamos de Fecundación in Vitro cuando nos referirnos a la técnica que se emplea para fecundar el óvulo con el espermatozoide, ya que se realiza en el laboratorio sobre una placa de cultivo y fuera del cuerpo de la mujer.

Existen dos tipos de FIV: la convencional y la ICSI. En la Fecundación in vitro convencional se deposita el ovocito junto a los espermatozoides en una placa de cultivo para que, de manera natural, el espermatozoide fecunde al óvulo. Esta técnica se utiliza cuando existe una buena calidad del semen. Mientras que en la ICSI (Inyección Intracitoplasmática de Espermatozoides) es el embriólogo quien selecciona y microinyecta el espermatozoide en el interior del óvulo. Se utiliza cuando la muestra seminal es de baja calidad. El embriologo seleccionará el espermatozoide con mayor potencial.

Nuestro objetivo común es conseguir embriones de calidad, para ello la paciente inicia un proceso de estimulación ovárica controlada que garantice un número adecuado de óvulos para fecundar. Una vez maduros, estos óvulos se extraen mediante punción ovárica y se fecundan en el laboratorio con el semen de la pareja o de un donante anónimo. En el laboratorio se monitorizan los embriones hasta llegar al momento de maduración adecuado para transferir al útero materno, luego se producirá la implantación hasta llegar al tan esperado embarazo.

Damos mucha importancia al estudio y la preparación del endometrio de cada paciente. Con estas pautas hemos demostrado que averiguar cuál es el mejor momento para transferir al mejor embrión nos permite aumentar las posibilidades de conseguir el embarazo. En nuestros tratamientos de fertilidad tratamos de aproximarnos, en la medida de lo posible, a los pasos naturales de la reproducción humana, pero optimizando cada proceso para potenciar el resultado.

La Fecundación in Vitro ofrece mayores tasas de embarazo en comparación con otros tratamientos de fertilidad como la Inseminación Artificial o el Coito Dirigido. Por lo que deberá ser tu especialista en fertilidad quien, gracias a la evaluación personal de cada paciente y el correcto diagnóstico, te asesore y te acompañarte en la elección del tratamiento más adecuado para ti.

Tipos de Fecundación in Vitro:

  • FIV con óvulo propio y semen de la pareja
  • FIV con óvulo propio y semen de donante anónimo
  • FIV con óvulo de donante anónima y semen de la pareja (Ovodonación)
  • FIV con óvulo y semen de donantes anónimos (Doble Donación)
  • FIV con óvulo de la pareja y semen de donante anónimo (Método ROPA)

¿Para quién está indicada la Fecundación in Vitro?

Esta técnica está recomendada para:

  • Varios intentos sin éxito de Inseminación Artificial.
  • Abortos de repetición.
  • Endometriosis, trompas de Falopio obstruidas o ausencia de las mismas.
  • Infertilidad masculina moderada o severa.
  • Baja reserva ovárica.
  • Madre soltera por elección.
  • Pacientes con la indicación de realizar Test Genético Preimplantacional.
fecundacion-vitro-tasas-exito

¿Cómo es el proceso de una
Fecundación in Vitro?

A continuación te detallamos el paso a paso de un tratamiento de fecundación in vitro::

1. Primera toma de contacto para evaluar tu caso y diseñar el mejor plan terapéutico. Nos dices tu disponibilidad y cuadramos todo para evitar cualquier estrés innecesario en tu día a día.

2. Estimulación ovárica: El objetivo del tratamiento FIV es obtener el mayor número de óvulos posible. Para eso, se realiza una estimulación ovárica, con la administración diaria de hormonas a través de inyecciones subcutáneas, para potenciar el crecimiento folicular. Esta primera fase suele durar entre 10 y 14 días durante los cuales hacemos un seguimiento por ecografía de tu respuesta ovárica. Una vez observamos por ecografía que los folículos han alcanzado un tamaño adecuado, inducimos la ovulación con una última inyección de la hormona bHCG y programamos la fecha para tu punción ovárica.

3. Punción ovárica: Es una intervención sencilla y rápida (unos 15 min) que se realiza bajo una leve sedación para evitar que sientas cualquier molestia. Durante la punción extraemos mediante una ligera aspiración el líquido folicular que contienen tus folículos donde se encuentran los ovocitos que se han desarrollado durante ese ciclo. Se realiza mediante ecografía transvaginal y no requiere hospitalización, por lo que la recuperación es rápida y podrás retomar tu vida normal.

4. Fecundación y desarrollo embrionario: Los ovocitos maduros que se hayan obtenido durante la punción se fecundan dentro laboratorio (con semen de la pareja o de un donante) para obtener embriones. Por norma general, la fecundación se realiza mediante la técnica ICSI de microinjección espermática para aumentar las tasa de fecundación. Los embriones obtenidos se dejan en observación dentro de los incubadores del laboratorio hasta que alcancen al estadio de blastocito (día 5º o 6º de desarrollo embrionario).

5. Trasferencia embrionaria: La trasferencia embrionaria se realiza preferiblemente en el día 5º del desarrollo embrionario, aumentando así las tasas de implantación. Es un procedimiento sencillo, que consiste en depositar el embrión seleccionado en el útero de la paciente, sin que sea necesario ningún tipo de anestesia. La selección embrionaria sigue unos criterios de calidad muy estrictos con el objetivo de conseguir el embarazo en el menor número de intentos posibles.

6. Betaespera: Tras la trasferencia, podrás seguir una vida normal, siguiendo nuestras recomendaciones en algunos aspectos cotidianos. Te daremos los resultados tras aproximadamente dos semanas de espera.

Formulario de contacto





Acepto la política de privacidad (obligatorio)
Quiero suscribirme a la Newsletter de Vida (opcional)